Friburgo de Brisgovia: la capital ecológica de Alemania

Enclavada en el extremo sudoccidental de Alemania, entre el Rin y las primeras estribaciones de la Selva Negra, Friburgo de Brisgovia es una antigua ciudad medieval que ha sabido apostar por el futuro conservando todo el encanto de sus tradiciones ancestrales. Siempre es buen momento para visitarla con Deutsche Bahn.

Descubra Friburgo de Brisgovia con el ferrocarril alemán

Friburgo de Brisgovia, en el estado federado de Baden-Wurtemberg, es una ciudad de tamaño mediano (220.000 habitantes), famosa por ser la puerta a un enclave natural de extraordinaria belleza: la Selva Negra. Friburgo -con su apellido de Brisgovia, para distinguirla de otras localidades con el mismo nombre- se levanta entre el Rin y los boscosos montes de la célebre Schwarzwald. Posee un agradable clima soleado, un interesante patrimonio monumental y una vibrante vida callejera gracias a su carácter de ciudad universitaria y a su atmósfera cosmopolita. Al atractivo de la imponente catedral -cuya torre alcanza los 116 metros de altura-, de las coquetas edificaciones renacentistas y del animado panorama cultural, Friburgo suma su condición de capital ecológica de Alemania. La vocación investigadora de su universidad, fundada en el siglo XV, y su privilegiada situación geográfica, han convertido a Friburgo de Brisgovia en el centro de desarrollo de energía solar más importante del país.

Shutterstock ©

Descubriendo Friburgo y la Selva Negra en tren

Shutterstock ©

La mejor forma de llegar a Friburgo es en tren. Su cercanía a Francia y Suiza permite fáciles conexiones internacionales con destinos tan variados como París, Barcelona, Zúrich o Milán. Con el resto de Alemania, la ciudad de Friburgo de Brisgovia está conectada a través de la cercana Karlsruhe con la red IC (Intercity), que le llevará rápida y cómodamente a Stuttgart y Múnich y, desde allí, a cualquier rincón del país. Muy interesante para los espíritus aventureros es el trayecto en tren regional entre Friburgo y Donaueschingen a través del "Valle del Infierno" en dirección hacia el Lago Constanza y los Alpes Austríacos. La línea atraviesa la región más agreste de la Selva Negra, salvando desniveles de hasta 600 metros entre boscosas cumbres de sobrecogedora belleza. Por su encanto, por su animada vitalidad y su envidiable entorno, Friburgo de Brisgovia bien merece una visita. Hágala reservando su billete de tren económico en Deutsche Bahn y redescubra el placer de viajar sin preocuparse de dónde aparcar el coche, sin derrochar tiempo, energía ni dinero, y con los mejores servicios de la compañía de transporte ferroviario más importante de Europa.

Reserve ahora